Por ahora hemos propuesto un video tutorial en donde damos prioridad al primer paso que debe dar un bloguero o administrador en WordPress, es decir, la configuración inicial de su sitio web.

Si se descuida esta área de trabajo, simplemente nuestros visitante no sabrán reconocer el lugar en donde se encuentran; además de ello, esta información queda alojada en los diferentes servidores de la web y por tanto, en los distintos motores de búsqueda. De alguna manera estamos tratando de colocar una etiqueta o firma de nuestro sitio web, para que todos lo puedan identificar fácilmente una vez que nos hayan encontrado en un momento determinado.

Cabe recalcar, que esta configuración de las funciones básicas puede ser realizada únicamente por quien sea Administrador del Blog de WordPress; el área que trataremos ahora se encuentra en los «Ajustes«, misma que no podrá ver un redactor, colaborador o suscriptor en el blog, pues es el área de tratamiento exclusivo para el administrador como lo mencionamos anteriormente.

Si un redactor o colaborador desea tener acceso a estas funciones en los «Ajustes», previamente debes solicitar al administrador del blog los suficientes permisos para que también pueda manejar dichos parámetros. Asumiremos el día de hoy, que el administrador viene a ser el mismo redactor-bloguero, quien ha abierto recién una cuenta de WordPress y por tanto, tiene un panel de administración prácticamente limpio.

¿Cuales son las funciones básicas más importantes en WordPress?

En realidad, todas las funciones con las que te vayas a encontrar en el panel de administración de WordPress son importantes, aunque hemos querido sugerir esta palabra (importantes) debido a que es el primer paso o tarea que debe realizar el administrador una vez que haya ingresado a este entorno. Al dedicarnos exclusivamente al área de los «Ajustes», allí nos encontraremos con una gran cantidad de opciones para manipular; el número de ellas aumentará considerablemente mientras vayamos instalando nuevos plugin a nuestro blog, aunque de manera predeterminada las que originalmente encontrarás son las siguientes:

  1. Generales.
  2. Escritura.
  3. Lectura.
  4. Comentarios.
  5. Medios.
  6. Enlaces permanentes.

Estos son los elementos originales con los que te encontrarás en el área de los «Ajustes» en tu blog de WordPress, algo que posteriormente aumentará si has modificado tu plantilla o el tema del blog con la integración de plugins y otras cuantas ayudas más. Para poder llegar a este sitio, únicamente debes ingresar a tu blog de WordPress con las respectivas credenciales de acceso (nombre de usuario y contraseña), mismas que te entregara quien ha ofrecido el servicio de web hosting y quizá, el nombre de dominio.

Para que tengas un mejor entendimiento de esta situación, te sugerimos que te enteres sobre lo que representa el «nombre de dominio» en el artículo que redactamos anteriormente.

Una vez que te encuentres en el panel de administración de WordPress deberás acceder hacia la barra lateral izquierda, en donde encontrarás a la sección de los «Ajustes»; allí mismo se harán presentes los elementos que mencionamos anteriormente, mismos que al hacer las clic mostrarán un pequeño formulario que deberás llenar creativa e inteligentemente.

1. Ajustes Generales en el blog de WordPress

Al hacer clic en la pestaña de la barra lateral izquierda (Generales) podrás apreciar al formulario, en donde cada uno de los campos tienen que ser llenados creativamente como lo sugerimos antes. Así por ejemplo, te encontrarás con ítems como los siguientes:

  • 1.1 Título del Sitio. Aquí debes colocar únicamente un nombre que se identifique plenamente con la temática de tu sitio web; si vas a utilizar más de 2 o 3 palabras intenta ser creativo para no ocupar demasiado espacio.
  • 1.2. Descripción corta. Aunque para muchas personas es muy difícil, pero aquí deberías colocar algo muy similar a un título largo, siempre y cuando el mismo describa perfectamente bien la temática del blog de WordPress así como también, que el número de caracteres no sobrepase el espacio que puedes observar allí.
  • 1.3. Dirección de WordPress. Si has adquirido una cuenta de WordPress con dicho nombre de dominio, aquí debes colocar la dirección URL del mismo.
  • 1.4. Dirección del sitio. Si no recuerdas cual es la dirección de tu sitio, solamente deberías de copiar y pegar aquella que se muestra en la parte superior de tu navegador, hacia este espacio.
  • 1.5. Dirección de correo electrónico. Tiene que ser un e-mail verdadero, ya que a este correo te llegarán las diferentes notificaciones de lo que esté ocurriendo en tu blog de WordPress (enlaces rotos, mensajes, etcétera).
  • 1.6. Miembros. La casilla generalmente esta desactivada, aunque podrías llegar a activarla si deseas que tus visitantes se puedan convertir en miembros de tu blog de WordPress.
  • 1.7. Perfil predeterminado… Los nuevos usuarios que lleguen tu blog de WordPress podrán tener una identificación según lo que configures en esta área, algo que puede ser un personaje anónimo, colaborador, autor, redactor o administrador.
  • 1.8. Zona horaria. Aquí podrás definir la hora en que se debe manejar tu blog de WordPress. Puedes configurar a la zona horaria que pertenezca al lugar en donde encuentras o sino, al sitio hacia donde sea tu objetivo llegar, que bien puede ser el lado del planeta.
  • 1.9. Formato de fecha y hora. Lo recomendable es dejar configurado este formato a un estándar, aunque si tienes preferencia por algún otro tipo, lo puedes hacer tranquilamente desde esta área.
  • 1.10. La semana comienza el… A pesar de que el día «lunes» es el inicio de semana para muchas personas, si consideras que dicho día es otro lo puedes configurar desde este mismo lugar.

Tal y como podrás admirar, el formulario mostrado en los «ajustes generales» es muy fácil de entender y de llenar; una vez que hayas terminado de hacerlo, solamente tienes que presionar el botón de color azul que dice «guardar cambios» para que todo quede registrado.

2. Ajustes en la escritura en el blog de WordPress

El siguiente campo con el que te encontrarás y que obligatoriamente debes configurar se encuentra en la «Escritura»; ello se refiere, a lo que se intenta obtener como resultado cuando escribas un post (artículo) dentro de tu blog de WordPress. Al igual que antes, aquí también encontrarás unas cuantas opciones que debes activar o desactivar según sea tu necesidad aunque, esta área no se presenta como un formulario para rellenar sino más bien como opciones diferentes.

  • 2.1. Formato. Aquí tienes 2 funciones muy importantes que debes tomar en cuenta, siendo una de ellas aquella en la que se convierte automáticamente determinada combinación de caracteres en un Emoticono; la otra función corregirá automáticamente cualquier XHTML que haya sido validado de forma incorrecta.

Sobre el primer aspecto que mencionamos anteriormente debemos ampliar un poco más a dicho parámetro. Si por accidente llegas a colocar una combinación de caracteres que bien puede ser «:)», ello podría representar que en el artículo resultante se muestre como una carita feliz, pues es el «atajo de directo» (por decirlo de alguna manera) para que se construya este Emoticono.

Por tal motivo, si vas utilizar una gran cantidad de combinación de caracteres y los mismos no corresponden a un Emoticono, entonces deberías desactivar a esta casilla para que los mismos, no se lleguen a generar en ningún momento. Lo contrario deberías hacer si en cambio tu blog de WordPress si requiere de dichos elementos, situación que debe ser analizada por el administrador en cuanto a la forma de mostrar el contenido en cada uno de sus posts.

  • 2.2. Categoría predeterminada… Aquí tienes un campo que puedes utilizar para poder definir a la categoría que consideras como predeterminada.

Si ya has estructurado perfectamente bien a tu blog de WordPress con seguridad que habrás creado unas cuantas categorías, las cuales dependerán del tipo de temática con la que vayas a trabajar; al ingresar a esta área y  específicamente a la opción que estamos mencionando en este momento, allí te encontrarás con una pequeña fecha desplegable, misma que al ser seleccionada mostrará todas aquellas categorías que previamente se habrían creado. Solamente tienes que seleccionar a aquella que consideres es la «predeterminada», lo cual quiere decir, que todos los posts se identificarán con la misma.

Claro que puedes llegar a modificar esta opción cuando estés redactando un post dentro de tu blog de WordPress, pues simplemente tendrías que desactivar esta casilla predeterminada para colocar a tu post en otra diferente.

  • 2.3. Formato de entrada por defecto. Esta es una opción que en la mayoría de las veces podrás encontrar dentro de los ajustes de tu blog de WordPress y que te ayudará a definir el tipo de «post» (Entrada) que vas a tener dentro de todo el sitio web.

Así por ejemplo, si el mismo va a tratar de incorporar determinados tipo de estilo, solamente debes utilizar fecha desplegable para que todo el tema quede configurado de acuerdo a tu elección; por ejemplo, allí encontrarás a estándar, un formato de chat, vídeo, audio entre otras cuantas opciones más.

Cualquiera de las opciones que llegues a modificar en este momento pueden ser cambiadas nuevamente si ingresas a esta área de la configuración, todo dependiendo de los resultados que tengas en la publicación de tus posts y de la necesidad que tengas por utilizar a las opciones que hemos mencionado en este momento. Si estás satisfecho con lo que has configurado, entonces solamente debes presionar nuevamente al botón que la parte inferior que dice «Guardar Cambios».

3. Ajustes de lectura en tu blog de WordPress

Al igual que en los «Ajustes de Escritura» que vimos anteriormente, aquí también encontrarás a una sección en donde debes configurar determinadas opciones como activar unas cuantas casillas o desactivar algunas funciones, todo dependiendo de lo que deseas obtener para tus visitantes.

A pesar de que todas las secciones de esta área de los «Ajustes» son importantes, podríamos llegar a asegurar que el de la «Lectura» que estamos tratando ahora mismo guarda una importancia un poco mayor a las anteriores, pues de lo que hagas aquí dependerá lo que «lean allá», debiendo sugerir con ello, que aquí estarás definiendo lo que el visitante va a ver en tu blog.

  • 3.1. Número máximo de entradas para mostrar en el sitio. Dependiendo del tipo de tema que hayas adoptado para tu blog de WordPress, este dato puede ser respetado por el mismo y en ocasiones no.

Si tu tema es compatible con esta función, el número que coloques aquí definirá a la cantidad de posts que se muestren en la página central del sitio, es decir en el «Home».

  • 3.2. Número máximo de entradas a mostrar en el Feed. Este dato es muy importante ya que será utilizado por quienes se suscriban a tus noticias. En la dirección del feed que le ofrezcas a tus visitantes, ellos podrán admirar en dicha lista únicamente al número de elementos que haz configurado en esta área.
  • 3.3. Contenido en cada feed. Esta opción la podrás ver titulada de otra manera (Mostrar para Cada Entrada en el Feed) pero hemos querido definirla como lo sugerido en el numeral; si eliges texto completo, toda la noticia será mostrada en el feed para tus visitantes, aunque lo recomendable es que ellos vean únicamente un «Resumen».
  • 3.4. Visibilidad para los buscadores. De forma predeterminada, esta casilla viene desactivada y lo conveniente es dejarla así para tener mejores resultados con los motores de búsqueda.

Queremos recalcar algo adicional en cuanto al numeral 3.3 que sugerimos anteriormente; a pesar de que «el texto completo» viene configurado de forma predeterminada, lo más recomendable es activar la casilla de «Resumen».

¿Por que decimos esto?

Si tus visitantes se han suscrito a tu feed RSS mediante su respectiva herramienta, en la modalidad de «Texto Completo» verán automáticamente todo el contenido de tu información desde su lector, no dirigiéndose en ningún momento hacia tu blog y específicamente, al artículo que tiene la noticia. Si en cambio configuras la casilla a «Resumen», quien lea al mismo en su feed RSS se sentirá atraído a poder investigar algo más de lo que estas tratando en dicho post y por tanto, se dirigirá hacia el mismo en tu blog de WordPress. En el primer caso, la visita no será contabilizada mientras que en el segundo, ganarás un punto adicional que los motores de búsqueda lo sabrán valorar.

Luego de que hayas configurado esta área de los Ajustes de Lectura, ya puedes salvar los cambios en el respectivo botón que se ubica en la parte inferior (Guardar Cambios).

4. Ajuste de los comentarios

Nos encontramos en otra sección que también es importante a la hora de configurar un trabajo efectivo de nuestro blog de WordPress; el mismo esta dedicado especialmente a la forma en que actuará el sitio web cuando reciba una visita y específicamente, hacia el área de los comentarios.

Debemos mencionar adicionalmente, que si no has integrado a tu blog de WordPress algún tipo de plugin tenga la capacidad de administrar los comentarios, esta vendría a ser el área adecuada para que puedas controlar a cada uno de ellos una vez que se lleguen a generar, no queriendo decir con ello, que los plugins que anteriormente habíamos sugerido no sean válidos.

  • 4.1. Ajustes por defecto de las entradas. De manera primordial, aquí podrías permitir o evitar que alguien utilice enlaces o dirección URL hacia otros sitios web.

Ten en cuenta que una gran cantidad de robots se apoyarán en esta área de los comentarios para promocionar sus distintos productos y servicios, en donde generalmente podría llegar a aparecer enlaces hacia direcciones de páginas web que tienen un mal prestigio para los motores de búsqueda. Por tal motivo, es necesario que evites la presencia de comentarios en los que se hayan incluido algún tipo de enlace hacia otro sitio web.

  • 4.2. Otros ajustes de comentarios. Esta también viene a ser una excelente área para configurar los comentarios que vayan llegando hacia nuestro blog de WordPress, en donde sugerirás (obligarás) determinado comportamiento al visitante a la hora de que deje un comentario.

Por ejemplo, puedes hacer que un comentario aparezca únicamente si el visitante se ha identificado correctamente; además de ello, aquí puedes hacer que los comentarios se cierren automáticamente luego de haber pasado un período de tiempo determinado. Si existen demasiados comentarios, aquí puedes definir el número de niveles para que los mismos pueden llegar a presentarse; por último, una sección también importante que se encuentra en esta misma configuración está en la forma de ordenar a los los comentarios. Podrías hacer que los más antiguos ocupen el primer lugar y que los nuevos vaya a formar parte de una cola, siendo esta la configuración predeterminada que utilizan la mayoría de blogueros en diferentes partes del globo.

  • 4.3. Enviarme un correo electrónico cuando… Si llegaste a colocar un correo electrónico como lo indicamos en el primer numeral (ajustes generales), entonces cuando se llegue a realizar un comentario sobre tus posts en el blog de WordPress, automáticamente recibirás un correo con dicha notificación

Aquí también puedes activar a la respectiva casilla para que el comentario entre a un proceso de moderación, siendo esta una conveniencia para que ninguno se publique automáticamente, pues podrías recibir demasiados mensajes spam en perjuicio de tu blog de WordPress.

  • 4.4. Para que un comentario aparezca… Esta parte viene a ser un pequeño refuerzo de lo que comentamos anteriormente, y es que el administrador del blog de WordPress puede hacer que el comentario se apruebe manual o automáticamente.
  • 4.5. Moderación de comentarios. Si se ha llegado a filtrar un comentario en donde se ha colocado algún tipo de enlace externo, puedes aprobar o desaprobar el mismo. Si colocas un valor de «cero» simplemente los comentarios que tenga incluidos a dichos enlaces, serán desechados automáticamente.

Todo lo que hemos mencionado viene a ser la configuración más importante de esta área de los «Ajustes de los Comentarios», existiendo una parte adicional que se encuentra un poco más abajo; allí tendrás la oportunidad de definir una lista negra de comentarios que hayas considerado como spam por aquellos que puedan atentar al prestigio de tu blog de WordPress. Además de ello, también existe un área de avatares, en donde puedes elegir a un icono específico que se identificará con la persona que haya dejado algún mensaje en los post de tu blog de WordPress.

En la sección de «Calificación Máxima» podrías estar definiendo una especie de «censura», en donde únicamente estarías definiendo la calidad de tus artículos, es decir, si los posts están dirigidos a todo el público o será restringido para un rango de edad determinada.

Un poco más abajo también encontrarás una sesión especial, la cual guarda su importancia debido al mensaje que aparecerá dentro del área de los comentarios; te recomendamos que llegues a colocar algo creativo que llame la atención de tus visitantes y que además, incida a que ellos puedan dejar un comentario sobre lo que han leído en tu post; ten la completa seguridad de que este mensaje podría actuar como un pequeño imán para quien lo vea.

También puedes definir con la combinación de colores, algo que dependerá primordialmente del diseño que contemple la plantilla de tu Blog de WordPress, pudiendo usar tonalidades claras, obscuras transparentes.

Al igual que antes, aquí solamente tienes que registrar los cambios con el respectivo botón que se ubica en la parte final de la ventana.

5. Ajuste de los Medios

En una gran cantidad de artículos dentro del Blog de Factoría Digital hemos sugerido un tratamiento especial para todas las imágenes que formen parte del contenido de nuestros post; si bien es cierto que muchas plantillas pueden redimensionar a estas imágenes, lo mejor es tratar de realizar este proceso de forma manual y con alguna herramienta en el ordenador.

Con ello estaríamos intentando hacer que el trabajo que nuestro blog de WordPress sea cada vez menor, algo que se verá reflejado en la velocidad de despliege de cada uno de los artículos que publiquemos allí. De todas maneras, si no dispones de una herramienta de terceros para redimensionar a dichas imágenes o simplemente, no tienes tiempo para hacerlo, entonces deberías ir hacia esta área de los «Ajuste Multimedia» para definir determinados tamaños de imágenes para que se muestren en la configuración de tus posts.

  • 5.1. Tamaño de la miniatura. Este valor se lo debe dejar tal y como lo puedes apreciar, ya que el mismo representa a la imagen en miniatura que se aplicará cuando utilices a la «Galería de Imágenes«; si de todas maneras tienes un tema de WordPress que requiere un tamaño mayor podrías llegar a modificar estos parámetros sin ningún problema.
  • 5.2. Tamaño medio. Los desarrolladores de WordPress consideran que este es el tamaño en el que se debe colocar una imagen que forme parte del contenido de los posts; el tamaño es perfecto si vas utilizar a la misma formando parte del primer párrafo, lo cual puede sugerir al lado izquierdo o derecho dependiendo del formato que hayas adoptado para cada uno de los post.
  • 5.3. Tamaño grande. Aquí únicamente deberías definir la altura máxima de la fotografía, misma que podría estar formando parte del contenido de tu post pero en un lugar diferente a lo que sugerimos antes; por ejemplo, en la mitad de todo el artículo y entre dos párrafos puede ser lugar indicado para colocar una imagen con este tamaño.

Quizá te estés preguntando la razón por la cual hemos definido a cada uno de los tamaños de las imágenes que formarán parte del contenido de tu post, algo que lo vimos ligeramente hace un buen tiempo atrás y que quizá ya no lo recuerdes.

Cuando te encuentres en el panel de edición de un post dentro de tu blog de WordPress, el instante en que vayas a subir un nuevo elemento (una imagen) encontrarás a estos tamaños que hemos configurado hacia la parte inferior derecha mediante una pequeña flecha desplegable. Allí estarán presentes todos estos tamaños con los respectivos píxeles que hemos configurado, mismos que son tomados como predeterminados y de los cuales puedes elegir cualquiera de ellos dependiendo del lugar en donde vayas a colocar dicha imagen.

Con las nuevas ayudas que nos ofrece WordPress en su respectivas actualizaciones, si el tamaño de una imagen no se encuentra de acuerdo a lo que hemos configurado y tampoco has llegado a redimensionar la misma con alguna herramienta de terceros en el ordenador, puedes hacer uso de la función nativa que nos trae WordPress y que nos permite editar a dicha fotografía al tamaño que nosotros deseemos; cabe mencionar adicionalmente, que el editor que viene integrado en las nuevas versiones de WordPress también permite realizar recortes e inclusive, girar a las imágenes hacia un ángulo específico.

Luego de haber acabado de configurar estas opciones en el área de los «Ajustes Multimedia», para que los cambios quedan registrados debemos presionar el botón de color azul que dice «Guardar Cambios».

6. Ajuste de los enlaces permanentes en el blog de WordPress

Con la sección que mencionaremos en este momento prácticamente terminamos de definir y describir a la configuración de las funciones básicas como lo hemos sugerido desde el inicio; la forma en que llegues a manejar esta configuración de los «enlaces permanentes» será el resultado del impacto que provoque en los motores de búsqueda.

Los administradores de WordPress han sugerido unos cuantos parámetros que puedes elegir, mismos que pueden dar un resultado positivo o negativo según sea cada ajuste; para quien desee posicionarse rápidamente en los motores de búsqueda es necesario que adopte una configuración personalizada en cuanto a los «enlaces permanentes», situación que en cambio es diferente para quienes únicamente han adquirido un blog de WordPress con un fin personal y en donde, se desea únicamente ofrecer determinados comentarios que no necesariamente buscan un crecimiento en la web.

  • 6.1. Predeterminado. Si te fijas bien en el aspecto que tiene este tipo de «enlaces permanentes» podrás darte cuenta que el mismo no te conviene absolutamente en nada; el mismo tiene un formato muy similar al que se muestra en los borradores y allí, no se dice absolutamente nada sobre el título de un post.
  • 6.2. Día y nombre. La dirección URL de cada post se identificará principalmente con la fecha de publicación del mismo; este formato puede ser conveniente para quienes deseen informar a sus visitantes la fecha específica en la que se publicó un post cualquiera.
  • 6.3. Mes y nombre. Este caso es muy similar al que mencionamos anteriormente, aunque aquí dentro de la dirección URL se incluirá al mes en el que se publicó dicho artículo.
  • 6.4. Numérico. Podríamos llegar a decir que este formato es una pequeña variación al «predeterminado» que comentamos al inicio. Aquí se adopta un valor numérico para que forme parte de la URL del post.
  • 6.5. Nombre de entrada. En este formato, el nombre del post formará parte de la URL del mismo.
  • 6.6. Estructura personalizada. Puedes elegir este último formato si tienes la necesidad de personalizar el nombre de cada uno de tus posts (mediante la URL) con algún dato que sea importante para tu blog.

Al inicio habíamos mencionado que esta área es una de las más importantes para configurar, lo cual es cierto si sumamos a todo lo que hemos venido mencionando con los otros numerales dentro de la configuración de ajustes en el blog de WordPress; si colocamos un buen titular en algunos de los posts de nuestro sitio web y el «enlace permanente» no lo usa dentro de su URL, los motores de búsqueda simplemente no lo podrán identificar fácilmente. Es por tal motivo que la penúltima opción (el numeral 6.5) es la más conveniente utilizar si estamos intentando encontrar un posicionamiento efectivo y tráfico de calidad.

De todas maneras, el redactor y administrador de un blog de WordPress desde definir cada uno de los parámetros de acuerdo a sus necesidades y al formato que haya adoptado desde el inicio.

Existe una gran cantidad de ajustes que podrían llegar a aparecer posteriormente, lo cual dependerá de las modificaciones y mejoras que realicemos en el blog de WordPress, habiendo sugerido en un inicio de todo este artículo, que mientras más plugins lleguemos a instalar, más elementos para configurar llegarán a aparecer en esta área, los cuales lógicamente no los trataremos ahora, porque cada administrador sabe lo que ha instalado y la forma en que debe configurar a cada uno de dichos elementos.

Más información: Configurar WordPress

959209f96e21041a3c6946a23a7d051d?s=150&d=mp&r=g

He trabajado con Wordpress durante largos años, conociendo cada uno de sus trucos en las varias versiones desarrolladas. Dar a conocer éstos trucos mediante videos y posts, es un orgullo para que muchos, puedan aplicarlos a sus respectivos blogs.