En varios artículos que hemos venido publicando en Factoría Digital, nos hemos dedicado a intentar ser algo lúdicos a la hora de enseñar determinados trucos para ser implementados en determinadas plataformas; una de ellas es PrestaShop y la otra en cambio WordPress, no queriendo decir con ello que sean las únicas, sino que más bien, son las de mayor uso por parte de una gran cantidad de personas.

En el presente artículo nos dedicaremos a tratar de analizar las diferentes vías que existen para poder colocar un Favicon en la dirección URL de nuestro blog, centrándonos por el momento en el método y procedimiento que se debería seguir para poder hacer esto en WordPress. De todas maneras, uno de los procedimientos que mencionaremos a continuación podría ser fácilmente implementado en cualquier página web o en alguna tienda en línea, ello debido al manejo de uno de los archivos que forman parte esencial de un website. Al centrarnos en la plataforma de WordPress, ello quiere decir que nos ayudaremos de determinados elementos y algunas cuantas funciones que son propias de la misma.

Favicon para WordPress
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn

Trabajando con el archivo Index.php

Lo que haremos ahora, es intentar manejar a un archivo muy importante dentro de la estructura de la plataforma de WordPress, mismo que bajo el nombre de Index.php debe ser manipulado con sumo cuidado. Es por tal motivo que esta parte del tutorial debería ser realizada por parte de alguien que tenga conocimientos en la plataforma así como también, conocimientos básicos en el manejo de archivos con un explorador. El archivo Index.php debe ser ubicado tal y como lo recomendamos mediante los siguientes pasos:

  • Abrimos a nuestra aplicación cliente de ftp (que bien puede ser FileZilla).
  • Ingresamos con las respectivas credenciales (nombre de usuario y contraseña).
  • Prestamos atención hacia el recuadro de la parte inferior derecha en donde se encuentran todos los archivos de la plataforma de WordPress.
  • Allí ubicamos a la carpeta HTML e ingresamos en ella.
  • Ahora ubicamos al directorio «wp-admin» e ingresamos allí.
  • En este entorno tratamos de buscar el archivo Index.php.
  • Seleccionamos a este archivo y lo copiamos hacia algún espacio en nuestro disco duro local del ordenador únicamente arrastrándolo.
  • En esta ubicación sacamos una copia de dicho archivo (la copia la dejamos intacta para que permanezca como original).
  • Abrimos al archivo Index.php con nuestro bloc de notas.
  • Una vez allí agregamos las siguientes líneas.

<head>
<link rel=»icon» type=»image/png» href=»/images/mifavicon.png» />
</head>

  • Guardamos al documento y lo volvemos a copiar hacia el directorio de donde los extrajimos (de wp-admin).

El Favicon es la imagen con el nombre de «mifavicon.png» (solo a manera de ejemplo) y tiene que estár alojado en la carpeta «wp-admin/image». Estos son los únicos pasos que deberíamos de seguir para poder colocar a un Favicon que identifique a la dirección URL de nuestro website, el blog de WordPress o cualquier otro entorno similar en el que nos encontremos; ahora bien, quien decida seguir este método debe considerar unos cuantos aspectos que son muy importantes para que el Favicon, se muestre adecuadamente:

  • El Favicon debe tener una dimensión de 16 × 16 o 32 × 32 px (esta última no es compatible con Microsoft Internet Explorer).
  • Se puede elaborar un Favicon con transparencia para mejor resultado y visualización.
  • El Favicon generalmente debe encontrarse en el destino: wp-admin/images.

Algo adicional que debe tomarse en cuenta para quien decida seguir este procedimiento, esta en el archivo Index.php, mismo que deberá ser modificado con las instrucciones que indicamos anteriormente, pero aquel que se encuentra en la ruta especificada. Existen archivos con el mismo nombre e identificación en otras rutas, existiendo uno inclusive en la misma raíz del directorio de WordPress, el cual tiene una estructura completamente diferente y que no debe ser modificado bajo ningún pretexto.

Colocando un Favicon en WordPress con plugins especializados

Ahora bien, si el método que hemos mencionado anteriormente es demasiado complicado como para que lo puedas realizar, entonces la recomendación es que no lo intentes, ya que todo el blog de WordPress podría llegar a fallar si realizas un cambio inadecuado. Por tal motivo, lo más recomendable es que intentes utilizar algún tipo de plugins dedicados a este efecto, existiendo uno muy interesante que podrás elegir; a este plugin encuentra de la siguiente manera:

  • Abres tu navegador de Internet.
  • Ingresar al blog de WordPress con las respectivas credenciales (nombre de usuario y contraseña).
  • Debes ingresar como administrador.
  • Ahora te diriges hacia el área de los plugins para agregar uno adicional.
  • En el espacio de la búsqueda de plugins escribes la palabra «Favicon«.
  • De los resultados mostrados eliges el que dice «All in one Favicon«, lo instalas y personalizas.

En la ventana de configuración de este plugin podrás notar que existen unas cuantas opciones y en donde, solamente tienes que elegir a la imagen que hayas decidido colocar como Favicon. Lo interesante del caso se encuentra en que este pequeño plugin te ofrece la posibilidad de manejar varias imágenes además del Favicon, pues también puedes colocar algunos iconos personalizados para poder ir hacia atrás entre otras cuantas opciones más; luego de que hayas completado la configuración incorporando a tus imágenes como Favicon, sólo tienes que guardar los cambios y listo, al abrir tu página web o blog de WordPress en cualquier navegador de Internet (a veces hay incompatibilidad con Google Chrome) podrás notar que en la pestaña de navegación así como también, en la dirección URL de tu página o blog de WordPress aparece una miniatura de la imagen que has elegido y configurado anteriormente con este plugin.

Este 2º método que hemos indicado puede ser considerado como más fácil y óptimo para muchos, ya que la imagen original que elijas para convertir en Favicon no tiene que ser procesada ni redimensionada, no debiendo tampoco tener que ingresar a modificar archivos internos de la plataforma de WordPress. El único inconveniente de este pequeño plugin, esta en la colaboración que solicita el desarrollador, pues a manera de pago se pide una donación de mínimo 10 dólares. Si te parece costoso lo que pide el desarrollador, entonces podrías arriesgarte a realizar la primera opción que hemos mencionado para ahorrar dicho dinero, aunque si modificas algo erróneamente, quizá el soporte que te ofrezcan posteriormente te llegue a costar mucho más.

Puntuación de los visitantes, si te ha sido útil danos estrellas 😉
[0 sobre 0 votos]
Share This